Destino Cordoba Ciudad

Lo que el turista debe saber para vivirla a pleno

Destino Córdoba
 

Bº Güemes, Tardecitas de bohemia

Ingresar en la bohemia de Barrio Güemes es entrar en un mundo de colores, donde la creatividad no tiene límites, porque cuando creíste que conocías todo, volverás a sorprenderte con otra exótica propuesta.
Es que desde los comienzos creció con el ingenio de los inmigrantes que llegaron de tierras lejanas con el sueño de progresar.

Instalaron negocios de los más variados rubros, combinaron la gastronomía europea con la criolla adaptándose a la pobreza de fines del siglo XIX y comienzos del siglo XX, además supieron divertirse en bodegones y boliches bailando al ritmo del 2 x 4, serenateando hasta el amanecer o hasta que algún fantasma de La Cañada los asustara.
Será que el siglo XXI mantiene intactos aquellos duendes del pasado y que la nostalgia de los herederos, empeñados en que la luz de Güemes no se apague jamás, hizo que este tradicional barrio cordobés sea el elegido indiscutido de los fines de semana?
Para recorrerlo, comenzar desde las calles Belgrano y Montevideo, para ver lo que nos espera. Una importante Galería de artes y dos cuadras dedicadas a las antigüedades, marcan solo el comienzo. Luego, el Museo Iberoamericano de Artesanías muestra las piezas más destacadas de las diferentes ferias. Desde la vereda del frente, dos pintorescos balcones tentaran a hacer un alto en el camino para degustar alguna merienda campera o porque no, un Fernet con coca. Llegar a la esquina de Achaval Rodríguez es llegar al centro del barrio donde el Paseo de las artes es la vedette: más de 80 puestos de artesanías ofrecen sus productos mientras sobre el otro lado de la calle, las propuestas musicales desbordan más allá de la vereda.
Por si esto fuera poco, a la vuelta, la Cañada se convirtió en peatonal para enredar entre las tipas el recuerdo de este paseo imborrable.

 
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner


Banner
Banner
Banner